Digital Business

Tendencias, novedades, noticias y tips del mundo de Digital Business

Digital Business

31 Jul 2014
Sé el primero en comentar

Las 3 preguntas clave que debes hacerte antes de implantar un sistema ERP en tu negocio

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (4 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…
Elena Queralt

CÓMO IMPLEMENTAR SISTEMA ERP ¿Cómo implantar un sistema ERP en nuestro negocio? La combinación de un sistema CRM (Customer Relationship Management) y de un sistema ERP (Enterprise Resource Planning) en tu organización podría ser clave para el éxito empresarial. Tal y como nos explicaba el director del Master en Software de Gestión, Eugeni Vives, en el siguiente vídeo sobre las ventajas del ERP:

 

Esto es debido a que mientras el primer elemento está orientado al incremento de las ventas (optimizando la relación con los clientes), el ERP se encamina al abaratamiento de costes debido a la optimización de la gestión de información que mejora la capacidad operativa (disminuye errores, elimina duplicidades, etc.) y convierte los datos en información interpretable capaz de dar soporte a la toma de decisiones sobre el negocio, mejorando así la competitividad empresarial.

Si ya conoces las ventajas del CRM, es probable que estés barajando la posibilidad de apostar firmemente por un sistema ERP.

Si éste es tu caso continúa leyendo, pues te mostramos las 3 preguntas que deberías hacerte antes de implantar un ERP en tu empresa, y que nadie te aconsejó.

1) ¿En qué situación se encuentra mi negocio?

El primer paso que debes hacer antes de plantearte la incorporación de cualquier nueva dinámica de optimización empresarial, es el de realizar un análisis para determinar cuáles son tus objetivos de mejora y qué oportunidades pretendes abarcar con la implementación de dicho proceso.

Además, cuestiones como el tamaño de tu empresa, su estructura y los recursos de los que dispone se presentan como elementos diferenciadores que determinan la tipología del software ERP que se adapta mejor a tus necesidades empresariales. Ten en cuenta que debes focalizarte en la contratación de servicios que realmente ayuden a optimizar tu negocio y que te sean útiles en el futuro.

2) ¿Tengo ya trazada una clara estrategia ERP?

El siguiente paso que debes hacer es trazar una clara estrategia para la implantación del sistema ERP.

En ésta ha de verse reflejado el alcance (ya en algunas ocasiones incorporar nuevas dinámicas requieren de una reingeniería o modificación de los procesos internos para poder abarcar las novedades), los costos y la proyección de beneficios tanto a medio como a largo plazo. Respecto a los beneficios debes delimitar cómo irás cuantificando el éxito de la implementación, es decir, si las cifras hablarán de productividad, de reducción de costes y/o de otros factores.

La implantación de un sistema ERP es una inversión a largo plazo en la que se establece una reestructuración vertical del negocio, desde los departamentos de mayor a menor responsabilidad. Este hecho se traduce en que has de calibrar el grado de intuitividad del sistema ERP que quieres implementar y establecer un timing asociado a la formación de los empleados ¿El sistema ERP tiene una interfaz similar al software que la mayoría de los empleados utiliza en la actualidad o es significativamente diferente?

Si te planteas como objetivo la reducción del tiempo a invertir en la formación de la plantilla, adquirir un software similar al que los empleados están acostumbrados en la empresa será un criterio importante a seguir.

3) ¿El proveedor de ERP que tengo en mente es el más adecuado?

La compra del software es un momento clave dentro del proceso. No te dejes seducir a priori por las grandes marcas pensando que situarse en primera línea del mercado es sinónimo de que van a proporcionarte un gran retorno de inversión (ROI).

El proveedor escogido no sólo ha de ser aquel que se adapte mejor a tu modelo de negocio, sino que además es necesario que tenga un amplio conocimiento del mercado en el que se encuentra tu empresa, de modo que te proporcione lo que realmente necesitas en cada momento. Además, el proveedor deberá tener la capacidad de prever los cambios que se avecinan en el sector y aconsejarte en consecuencia.

No olvides que obtendrás un mayor beneficio cuando tu proveedor de software se transforme en tu aliado estratégico con el que puedas forjar una relación a largo plazo, para avanzar juntos. Por este motivo, valora siempre a aquellos proveedores que incorporen servicios adicionales como la asistencia y el feedback continuos en su paquete de prestaciones.

Muchas son las empresas que se han percatado de todas las ventajas que brindan este tipo de software de gestión; optimizando tiempos, reduciendo costes y mejorando los beneficios. Es por ello que la demanda de profesionales formados en este sector se ha disparado, razón por la que desde IEBS lanzamos este innovador Master en Software de Gestión: Open Source, SaaS & Cloud, con el objetivo de ofrecer una solución formativa a esta nueva demanda del mercado laboral.

Comparte y comenta este artículo!

Ideas, noticias y mucha formación en tu bandeja de correo
Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Emprendedores, Marketing, Negocios e Internet

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

<

SUSCRÍBETE AL BLOG

Ideas, noticias y mucha formación en tu bandeja de correo
Sucríbete ahora y recibe todo el contenido de nuestro blog

SUBCATEGORÍAS

LO MÁS LEÍDO HOY

BUSCA EN EL BLOG

IEBS EN LAS REDES

Si lo prefieres puedes seguir nuestro RSS:
x
Ideas, noticias y mucha formación en tu bandeja de correo
Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Emprendedores, Marketing, Negocios e Internet

No gracias, seguir leyendo el post