Relaciones Laborales

Tendencias, novedades, noticias y tips del mundo de Relaciones Laborales

Relaciones Laborales

08 Sep 2015
1 comentarios

10 pistas para desenmascarar a esos trabajadores tóxicos

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (6 votes, average: 3,67 out of 5)
Cargando…
Cristina Ralo Escamilla

empleados-tóxicos

Los que lleváis años trabajando en equipos grandes os habréis dado cuenta de la cantidad de perfiles distintos que puede haber en mi mismo cubículo. No vamos a entrar en quienes son mejores o peores. Pero no podemos mirar hacia otro lado si entre nosotros existen empleados tóxicos; porque, como su nombre indica, son tóxicos y contaminan.

Te voy a dar 10 pistas que te llevarán hacia los trabajadores más tóxicos que tengas a tu alrededor. Si los descubres, ¡desenmascáralos! Será mejor mantenerlos alejados de ti.

¿Dónde están los trabajadores tóxicos?

  • Los quejicas. En seguida te darás cuenta de que si tu compañero de al lado te contagia su negatividad cuando se pasa el día quejándose por todo. Especialmente, se quejará de que su trabajo no está bien valorado por la dirección y, por lo tanto, tampoco percibe un salario adecuado. Seguramente también se quejará del tiempo, del sueño que tiene, de lo largo que se le hacen los días…
  • No es mi culpa. A este tipo de empleados les encanta “echar balones fuera”. Nunca asume sus responsabilidades y siempre culpa a los demás de sus errores o debilidades. Para asegurarte de su nivel de toxicidad, prueba a hacerle una pregunta sobre el motivo de su disputa. Si no te da una respuesta clara, eleva su tono de voz o se muestra a la defensiva, te estará demostrando que no tiene razón y que seguramente la culpa no sea de los demás, sino suya.
  • Las soluciones, para “luego”. Si tienes un compañero que cada vez que le haces una pregunta sobre el proyecto en el que estáis trabajando te contesta “luego te lo digo”, “lo miro y te digo”, “luego lo vemos”, “mejor lo hablamos luego”. O cualquiera de sus derivados, significa no solo que no tiene ni idea de lo que le estás diciendo sino que no aunque lo supiera ni siquiera podría darte la solución. Luego es mejor que ni preguntes.
  • Los empleados del año.  Yo no sé si te habrás fijado pero los mismos que se quejan, los mismos que no se enteran nunca de nada, los mismos que lo dejan todo para luego, son los que más trabajan. Da igual si tienen mucho o poco que hacer, siempre son los que van “saturadísimos”, por eso nunca entrega el trabajo a tiempo y se quejan de que necesitan que le echen una mano. ¿Necesitamos más empleados o mejores empleados?
  • Los que utilizan el “nos” y el “es que”. Cuando un empleado tóxico mete la pata o se siente inseguro en ciertos procedimientos, en lugar de reconocer su falta de conocimientos utiliza el “nos” para poner a su nivel al resto de sus compañeros. Por ejemplo, “es que nos falta formación”, “es que no nos habían dicho nada de esto”, “es que así no se puede trabajar”. ¿No sería mejor decir la verdad? “Me falta formación”, “desconozco todo esto”, “no sé trabajar así”. Si te muestras honesto ante tus carencias, seguramente tus superiores te propongan ayudarte y formarte mejor.
  • ¿Dónde está? Otro gran grupo de tóxicos son los ausentes. Los que nunca están en su sitio pero sí que están en todos los “fregaos”. Si vas al baño, te lo encuentras al salir. Si vas a tomar café, él ya se lo está terminando. Cuando hay algún problema o discusión, siempre se habrá enterado de todo y si le preguntas, te contestará rapidísimo pero si le preguntas después cómo va el proyecto dirá “luego lo vemos”. Si organizas jornadas de gamificación seguro que se apunta el primero. Otra cosa no, pero hacer de todo menos trabajar es lo suyo.
  • Las pitonisas. Cuando algo sale mal en la empresa, este tóxico se enorgullece al decir que él ya lo había avisado, que ya lo había visto venir. Cuando esto ocurra, hazle dos preguntas: ¿Cuándo lo avisaste? ¿Por qué no propusiste un plan alternativo? Después de la segunda pregunta no volverá a abrir la boca.
  • Viven su Smartphone. Te habrás dado cuenta de que cada 2 segundos ese empleado mira el móvil para comprobar si tienen un Whatsapp nuevo, si ha recibido algún me gusta en su última foto de Instagram o si ha tenido relevancia su última publicación de Facebook. Cada vez que se levantan para ir al baño, se llevan su móvil detrás. Trabajan un minuto y pierden 5. Pero no los confundas con los knowmads, al contrario que los anteriores, éstos ayudan a desintoxicar. Motivan, son apasionados y siempre están dispuestos a trabajar.
  • Amantes de la tecla ESC. Cuando no miran el móvil, consultan toda su vida social por internet, el tiempo, el horario del metro. Y si te acercas a ellos enseguida hacen un brusco movimiento de ratón acompañado de un click mientras miran ligeramente hacia el extremo superior derecho de la pantalla. ¿Por qué? Porque están cerrando una página que no quieren que veas. Y si no lo hacen así, aprietan la tecla ESC (escapar, les encanta escaparse).
  • Llega tarde pero siempre se va “a su hora”. Te darás cuenta de que siempre pasa algo (se retrasa el metro, no le ha sonado el despertador, había tráfico, el camión de la basura delante…) que hace que tu compañero llegue irremediablemente tarde todos los días. Hasta el día que se levanta antes, también llega tarde y no ha sido culpa suya. Pero cuando termina el día, nunca pasa nada. Él siempre se va a su hora. Porque eso pone en su contrato. Que por las mañanas llegue a su hora, es otra historia.

¿Qué os han parecido todos estas pistas? ¿Habéis detectado alguno en vuestra empresa o sugerís que falta alguien en esta lista? Como buen reclutador tenéis que estar bien formados para que este tipo de empleados no caigan en vuestra empresa. Una formación como la que te ofrece el Postgrado en Relaciones Laborales te ayudará en tu proceso de reclutamiento. ¡No desaproveches al oportunidad!

Postgrado en Relaciones Laborales y Dirección de Personas

Integra las últimas técnicas de gestión del talento con la integración de las nuevas tecnologías en la empresa.

¡Quiero apuntarme!

Comparte y comenta este artículo!

Ideas, noticias y mucha formación en tu bandeja de correo
Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Emprendedores, Marketing, Negocios e Internet

Un comentario en “10 pistas para desenmascarar a esos trabajadores tóxicos”

  1. Lo has “clavao” me he partido de risa. Lo peor es que un solo tóxico en un buen equipo desmotivan al resto. Hay que vigilar y sacar fuera porque no son felices.

    Y lo mas divertido es que se juntan entre ellos y se dan la razón y eso les hace mas fuertes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

<

SUSCRÍBETE AL BLOG

Ideas, noticias y mucha formación en tu bandeja de correo
Sucríbete ahora y recibe todo el contenido de nuestro blog

SUBCATEGORÍAS

LO MÁS LEÍDO HOY

BUSCA EN EL BLOG

IEBS EN LAS REDES

Si lo prefieres puedes seguir nuestro RSS:
x
Ideas, noticias y mucha formación en tu bandeja de correo
Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Emprendedores, Marketing, Negocios e Internet

No gracias, seguir leyendo el post