CategoríaDigital Business

La digitalización como herramienta para lograr los objetivos de desarrollo sostenible

47

El nuevo entorno global aparecido a raíz de la epidemia de COVID-19 ha propiciado que se acelere el proceso de transformación digital de las empresas como parte de los mecanismos de adaptación y supervivencia a este nuevo entorno que llevan a cabo los negocios para sobrevivir. En este post te cuento cuáles son los objetivos de desarrollo sostenible (SDG) en la era digital.

También te puede interesar: Executive MBA in Digital Transformation

Qué son los Objetivos del Desarrollo Sostenible

Según SalesForce, más del 80% de empresas han iniciado o acelerado sus procesos de digitalización. Esto permite a las empresas operar en un entorno donde la movilidad y el delivery físico del producto se reduce debido a las restricciones en el contacto y permite no tan sólo alcanzar más clientes sino optimizar el uso de los recursos. 

El comercio electrónico o ecommerce ha experimentado un aumento de casi el 20% según IAB durante el último año, lo que hace pensar que la tendencia no solo crece sino que seguirá en aumento en los próximos años debido a los hábitos que esto genera en la población, y a las nuevas necesidades surgidas a raíz de los confinamientos y las medidas para frenar las aglomeraciones.

e-Book

Guía con las 30 mejores herramientas digitales para crecer tu negocio

Descargar

Objetivos del desarrollo sostenible

Pero si nos paramos a pensar en cómo llevar a cabo la digitalización de un negocio, ya sea a nivel de una gran empresa o de un pequeño negocio de barrio, encontraremos una serie de puntos en común cuya aplicación transversal sirve para orientar el negocio a las ventas online. 

1. Digitalizar la estrategia de la empresa: hablamos de que los elementos digitales deben estar presentes en la misión, visión y valores de una empresa, así como formar parte de los objetivos tanto generales como específicos de cada área o departamento. 

2. Digitalizar el modelo de negocio: ¿es posible que el producto /servicio que vendemos pase a consumirse de forma digital en vez de presencial? ¿Puede ser que el canal de compra sea una web en lugar de un comercio físico? ¿Y sería posible que la comunicación con clientes fuera virtual en lugar de presencial? ¿Podemos maximizar la satisfacción del cliente que use nuestra web o plataforma? Estas son algunas cuestiones que habrá que plantear para enfocar la transformación digital. Por ejemplo, para el caso de un restaurante, ¿cómo responderíais a las cuestiones que os he planteado? 

3. Digitalizar los procedimientos internos: este punto implica todo lo relacionado con procesos, rutinas, protocolos, etc. ¿Es posible que haya una monitorización de todos los puntos del proceso? ¿Se pueden automatizar tareas? ¿Existe un respaldo o directorio en cloud seguro, accesible y actualizado? ¿Se usa software para las gestiones como ERP, CRM, trabajo colaborativo, etc? Aquí tenéis una lista de herramientas de trabajo colaborativo para usar en entornos digitales o con metodologías ágiles.

Executive MBA in Digital Transformation

Lidera el cambio digital

¡Quiero apuntarme!

4. Digitalizar el talento: las personas son el corazón de las empresas. Si el negocio evoluciona, los empleados o colaboradores necesitan adquirir las competencias digitales necesarias para desenvolverse en nuevos entornos y alcanzar los objetivos del negocio. Esto puede implicar conocimientos informáticos básicos, pautas para el teletrabajo, nuevas formas de comunicarse, y sobre todo un cambio en la cultura orientado a potenciar el talento digital. En este sentido la digitalización favorece un entorno abierto a las innovaciones tanto de producto como de procesos y canal, que pueden surgir en ocasiones de los propios empleados y a todos los niveles. 

Está claro que digitalizar un negocio va más allá de tener un twitter o de usar el email

Cuáles son los objetivos de desarrollo sostenible ODS

Objetivos de desarrollo sostenible 2030

La digitalización como herramienta para lograr los objetivos de desarrollo sostenible - Objetivos desarrollo sostenible ODS 1024x489

En esta imagen, del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, están los 17 objetivos de desarrollo sostenible:

  1. Fin de la pobreza
  2. Hambre Cero
  3. Salud y bienestar
  4. Educación de calidad
  5. Igualdad de género
  6. Agua limpia y saneamiento
  7. Energía asequible y no contaminante
  8. Trabajo decente y crecimiento económico
  9. Industria, innovación e infraestructura
  10. Reducción de las desigualdades
  11. Ciudades y comunidades sostenibles
  12. Producción y consumo responsables
  13. Acción por el clima
  14. Vida submarina
  15. Vida de ecosistemas terrestres
  16. Paz, justicia e instituciones sólidas
  17. Alianzas para lograr los objetivos

Los objetivos de desarrollo sostenible (del inglés sustainable development goals SDG) son una serie de logros que planea la ONU para alcanzar de cara al 2030 a nivel global, relacionados con reducir el impacto ambiental, el hambre, lograr la igualdad de género, etc.

Según una investigación de El Economista la COVID-19 ha impactado negativamente en las políticas de los países para alcanzar los SDG. Es por ello que algunas empresas incluyen en sus planes internos de responsabilidad social corporativa algunos objetivos alineados con estos SDG, como en el caso de Apple que pone en marcha medidas para reducir su impacto medioambiental de cara al 2030

Según un estudio de IBM, un 82% de los consumidores prefiere comprar o trabajar para empresas que tienen líneas de acción respecto al medioambiente, causas sociales o laborales por delante del beneficio de los accionistas. 

En este sentido, una empresa digitalizada tiene más facilidad para adaptarse a las nuevas necesidades de los clientes. Os lanzo una cuestión para reflexionar: si la empresa en la que trabajáis se transforma digitalmente, ¿para cuál o cuáles de los SDG pensáis que podría tener impacto? ¿Cómo lo comunicáis al cliente? 

Si quieres digitalizar tu empresa o formar parte de la Transformación Digital que marcará el futuro, no te pierdas el Executive MBA in Digital Transformation que se semipresencialmente en Madrid, Barcelona y Ciudad de México simultaneamente.

Executive MBA in Digital Transformation

Lidera el cambio digital

¡Quiero apuntarme!

Carlos Fernández Rivera

Hola, soy Carlos, formador en IEBS desde 2014, y me encanta compartir mis conocimientos y experiencias profesionales con los demás. Tengo experiencia en consultoría, desarrollo de negocio, finanzas corporativas y... Leer más

180 comentarios en La digitalización como herramienta para lograr los objetivos de desarrollo sostenible

  1. Antes de la pandemia la sociedad ya estaba inmersa en un importante proceso de digitalización. En efecto, el confinamiento y las restricciones supusieron un gran revulsivo para que muchos sectores de la población y muchas empresas, reticentes hasta el momento, hicieran un curso acelerado. La digitalización contribuyó a mantener con vida muchos negocios, a que nuestra despensa no se vaciara, a que se desarrollara la telemedicina, a que los jóvenes pudieran seguir formándose a distancia y, lo más, importante, a mitigar los efectos negativos de la ausencia de contacto físico.
    Todo ello nos ha hecho idealizar a la «digitalización», pues ahí estaba para rescatarnos del caos.
    La digitalización en muchas esferas, entre ellas mi empresa, tiene consecuencias positivas pero limitadas en algunos de los objetivos ODS: reducción del impacto medioambiental, ciudades más sostenibles, trabajo decente… El alcance de la actividad que realizamos es limitado. Pero no tengo la menor duda, de que la suma de todos, es la que hace posible la transformación.
    Sin embargo, creo que es importante subrayar que la creciente digitalización tiene un efecto muy negativo en uno de los ODS. En concreto, en el relativo a la reducción de las desigualdades. La digitalización no sólo ha puesto de manifiesto que en vivimos en un mundo con profundas diferencias, en algunos casos las ha acentuado y ha situado en un verdadero desequilibrio a colectivos desfavorecidos, a personas mayores, a países en vías de desarrollo. ¿Estábamos preparando para evolucionar tan rápido?

  2. Sin duda todos hemos tenido que adaptarnos a la vida post-covid y en algunos sentidos esto tiene un impacto positivo, como este: la aceleración de la adopción de los procesos digitales es maravillosa. Creo que si no nos hubiéramos visto forzados (tanto empresas y como individuos), este proceso hubiera resultado mucho más complicado. Si bien ha traído mucho aprendizaje, también ha traído algunos retrasos para alcanzar los SDG, como se señala en el artículo, pero al hacernos conscientes de ello, podemos trabajar más duro, y en conjunto, para alcanzarlos.

  3. Excelente Aporte, Realmente la tendencia y redimensión digital, tuvo una aceleración por el tema de la pandemia. Esto nos lleva a que tanto para las empresas como a nivel personal deberemos acelerar el conocimiento para estar alineados a las necesidades de dicha transformación.

    Desde la estrategia, modelos de negocios hasta procedimientos internos, deberán de ser parte fundamental de los objetivos digitales a alcanzar. Tomando en cuenta que todos vamos en competencia por aplicar primero las acciones digitales actuales y de ser posible disruptivas.

    Es en este momento donde varios de los objetivos sostenibles (SDG) deberán de ser parte de nuestras acciones y propuestas alienadas a los cambios digitales a implementar.

    El problema no es el crecimiento o transformación digital. Si no lograr tener la capacidad de romper paradigmas generacionales de pensamiento y al mismo tiempo lograr que dicho crecimiento tenga un enfoque social y sostenible.

    Empresa o persona que no este dispuesta a acelerar con el cambio, será recordada hasta la era del COVID.

  4. Me parece muy importante que difundan esta información, en mi caso, estoy comenzando un emprendimiento y después de leer este artículo me siento muy motivada, quiero digitalizar mi negocio, quiero vender en línea, quiero conocer herramientas que permitan que mis clientes se lleven una buen recuerdo de mi marca. Quiero que en alguna de mis etapas en mi sistema de producción impacte a alguno de los objetivos de desarrollo sostenible, porque, que mejor que emprender e impactar de forma positiva a una comunidad (aunque sea pequeñita).

    Estos tiempos de incertidumbre han provocado en mi (y estoy segura que en muchas personas) las ganas de querer aprender más, ¿ahora cómo hago para vender mi producto si la gente no puede salir de casa?… En estos días he estado ideando formas para llegar a los clientes, mi creatividad ha despertado en la parte de los negocios (la tenía con respecto a mis diseños, pero el tener un lugar en donde vender mi producto de forma física me hacía estar en una zona de confort con respecto a hacer llegar mi producto al cliente final). Así que, a seguir aprendiendo. Muchas gracias por su artículo.

  5. A propósito de los objetivos desde el punto de vista digital, considero oportuno que, como empresarios, emprendedores, supervisores y/o directivos, hagamos énfasis en las consecuencias a corto y mediano plazo, que estas acciones puedan traer. No lo digo desde un punto de vista pesimista, al contrario. La digitalización llegó para quedarse y así como empresas y personas se quedaron atrás con el invento de la máquina de vapor, muchos también quedarán atrás con el avance acelerado de las comunicaciones y modelos digitales. En este sentido, poder medir impactos, nos va a permitir identificar los puntos de dolor corregibles, de manera tal que podamos hacer esfuerzos en el desarrollo de soluciones que nos permitan sumar a la mayor cantidad de personas al proceso.

    En cuanto a los objetivos de desarrollo sostenible de la ONU, más allá de la sensación de buena intención y justicia que transmiten, me parece que han surgido movimientos que, lejos de buscar mejores condiciones para quienes de uno un otro modo son y han sido afectados por falta de voluntad y cumplimiento de las leyes que ya existen, parecieran buscar reivindicaciones con motivaciones ajenas a generar bienestar general.

  6. Estoy absolutamente de acuerdo con crear entornos digitales sostenibles desde todo punto de vista. Dejar de ver al mundo digital como un espacio en el que cualquier usuario puede hacer y deshacer, creando consciencia del buen uso que podemos hacer de la digitalización. Entender que las empresas necesitan de un propósito social, una razón de ser que permita devolver a la sociedad lo que ha recibido de ella, eliminar los sesgos que existen en el sistema tradicional y abrirse a nuevas ideas y formas de trabajar. Lo único que puede traer para las empresas que deseen crear una nueva cultura organizacional con sentido sostenible, es un fortalecimiento de sus marcas, por lo tanto hay mucho por ganar y poco por perder.

    1. Efectivamente el Covid-19 ha acelerado la implementación de la digitalización en el ámbito empresarial, desafiando la capacidad de adaptación e innovación de las empresas, que dada la necesidad se ha vuelto algo vital para la continuidad del crecimiento y logro de resultados y objetivos. Pero cabe mencionar que toda esta situación a hecho más evidente la importancia de centrarse en el desarrollo sostenible, ya no solo viendo la productividad, sino velando por la responsabilidad social y el impacto que puede generar en el medio ambiente, en la salud, en la educación, entre otras, dando valor agregado a su razón de ser, a su esencia y cultura. Nuestra actualidad representa un gran reto, pero creo que se cuenta con la humanidad para poder orientar su misión a actividades concretas que beneficien en adelante los ODS.

  7. La digitalización de los distintos sectores empresariales es el nuevo dogma del siglo XXI, sin embargo lograr que esta digitalización sea sostenible no solo significa un cambio en la mentalidad sino debe permear en la consciencia de los dirigentes de los países. Si no existe voluntad política, es muy difícil que la digitalización sostenible se cumpla.
    En mi país, la digitalización supone un obstáculo a la corrupción. Me explico, México ha asumido diversos compromisos y tratados en materia de infraestructura, abordando temas desde la construcción eficiente de infraestructura hasta la transparencia y rendición de cuentas. Para el cumplimiento de los mismos, es necesario mejorar y digitalizar los procesos para planear, autorizar, contratar, ejecutar, operar y conservar la infraestructura pública.
    Esto significa la implementación de mecanismos para promover la transparencia y la eficiencia de en los recursos públicos mediate el uso de tecnología avanzada para incrementar la calidad de los proyectos (modelos 3D con tiempo y costo), desarrollar plataformas basadas en mecanismos y metodologías que provean información a los ciudadanos para dar seguimiento a los proyectos de infraestructura que se realizan con recursos públicos.
    Por tanto, la digitalización como una herramienta de estandarización y transparencia en la información de la obra pública, constituye en el principal entorpecimiento para los «contubernios» propios en la asignación y ejecución de la obra pública.
    Por esta razón, el nuevo Presidente de mi país ha optado sencillamente por no cumplir estos compromisos y tratados internacionales, más allá del incumplimiento, ha reducido el presupuesto público asignado a la I+D a cifras ridículas y entorpece toda iniciativa ciudadana que pugne por la modernización de cualquier sector empresarial. La digitalización no se convierte para él en una herramienta para combatir la pobreza y la desigualdad, se ha convertido en la molesta modernidad que no permitirá el desarrollo de los «negocios» con recursos públicos.

  8. No hay ninguna duda de que la pandemia ha obligado, a negocios de todo tipo, a cambiar radicalmente su forma de actuar y a digitalizarse para poder sobrevivir. Ahora bien, aunque el Covid19 sea pasajero, nuestra forma de consumir empezó a cambiar mucho antes. La pandemia simplemente ha acelerado un proceso que ya estaba en marcha.

    Este año ha dejado claro que la digitalización de actividades y procesos que se han hecho de otra forma tradicionalmente puede traer muchos beneficios, y entre estos encontramos la posibilidad de hacer que nuestro negocio sea más sostenible.

    En los últimos años las prioridades de los compradores han empezado ha cambiar y muchos estudios reflejan la diferencia que hay entre lo que buscan los millenials y la GeneraciónZ comparado con las generaciones anteriores. La sostenibilidad, la implicación en causas sociales y la transparencia son algunas de las características más valoradas por los consumidores más jóvenes a la hora de elegir donde gastar su dinero. Si a esto le añadimos que cuanto más jóvenes más inclinados a comprar y consumir online, la digitalización y el uso de esta para cumplir los objetivos de desarrollo sostenible de un negocio son la mejor opción de cara al futuro.

  9. La digitalización, desde mi punto de vista, es una herramienta muy útil para lograr algunos de los SDG pero sin embargo creo que antes de volvernos dependientes de esto deberíamos analizar las implicaciones que esta medida traerá en todos los entornos, como comentaba más arriba Fernando, es necesario que tengamos en cuenta que no todas las personas van a la velocidad que la digitalización exige, además por alguna razón los nuevos desarrollos, a pesar de estar diseñados por especialistas en UI y UX no permiten la interacciona ágil de sus interfaces con este grupo de usuarios con limitaciones. Creo que es muy importante que todos seamos conscientes que todos desarrollamos diferentes niveles de “capacidades limitadas” a lo largo de nuestras vidas y las nuevas herramientas deberían propender por la inclusión de todos los usuarios y no por su “marginación”.
    También es importante no perder de vista que en términos de prospectiva la digitalización es una medida actual y a cauda de la emergencia desatada por la pandemia esta está siendo implementada pensando en el presente inmediato y probablemente no se han tenido en cuenta aun todas las implicaciones que esta traerá tras su puesta en marcha.
    Con lo anterior no quiero decir que la digitalización sea algo negativo, simplemente pienso que es una herramienta y su utilidad es directamente proporcional a la capacidad de interacción que les permita a sus usuarios.
    Con esto quiero decir que aun debemos contemplar muchos factores que nos permitirán mejorar su incorporación a nuestra cotidianidad sin dejar a un lado a nadie.

    Un saludo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Síguenos en las redes