CategoríaDigital Business

«Elegí IEBS por su apuesta formativa, mucho más adaptada a lo que el mercado requiere que el resto», Jon Preciado, exalumno de IEBS

0

La digitalización es necesaria para cualquier organización que quiera sobrevivir en un futuro y seguir siendo relevante y competitiva. Entrevistamos a Jon Preciado, especializado en transformación digital y actualmente trabajando en el sector bancario.

Entrevista a Jon Preciado

Jon se dio cuenta de que la empresa en la que trabajaba se estaba transformando a un ritmo cada vez más veloz. Por eso, decidió no solo vivir esa transformación, sino ser parte activa de la misma. Para ello, decidió estudiar el MBA in Digital Business. Ahora, como exalumno, nos explica en esta entrevista todos los detalles de su experiencia en la escuela. ¡No te lo pierdas!

Te puede interesar: MBA in Digital Business

Entrevista a Jon Preciado, exalumno de IEBS

Jon, cuéntanos un poco de ti. ¿A qué te dedicas y cómo llegaste a IEBS?

Estudié administración y dirección de empresa con especialidad en finanzas en la universidad del País Vasco. Cuando estaba en tercero de carrera obtuve una beca en la red comercial de BBVA, lo que entendí como una oportunidad para conocer el core de la cuenta de resultados del sector bancario.

Al coincidir con el horario universitario, tuve que dejar de asistir a las clases y empecé a estudiar la materia por mi cuenta aprovechando las tardes que tenía libre. Es el mayor inconveniente de la universidad tradicional, el tener un horario establecido que requiere de presencia. Dependes del tipo de profesor que te toque, en mi caso, la mayoría me apoyó en mi decisión, conscientes de la importancia de la práctica para asimilar la teoría, y me compartían material para el autoestudio. Otros, por el contrario, no solo no daban facilidades, sino que no permitían acudir a tutorías y penalizaban 2 puntos sobre la nota final la no asistencia.

Tras terminar los 6 meses de prácticas, cuando justo empezaba el último año de grado, me ofrecieron trabajar cubriendo bajas de personal en la red de oficinas de Bilbao. Mi horario se ampliaba a jornada completa, lo que dificultaba todavía más la asistencia y la preparación de materias.  En este punto, tengo que agradecer a BBVA la flexibilidad que me ha ofrecido siempre para acudir a la realización de exámenes e incluso disponer de días libres adicionales en la época previa a los exámenes. En contra de lo que se pudiera esperar, mi nota media mejoró en estos dos últimos años, ya que la práctica de lo que estudiaba me permitía asimilar los conceptos mucho más rápido. Materias como renta fija, renta variables, inversiones, etc… Se asimilan mucho más rápido cuando en tu día a día estás ayudando a los clientes a calcular la TAE de su hipoteca, a entender conceptos de los fondos de inversión y a analizar la capacidad de devolución de préstamo de un cliente para preparar la propuesta de riesgo. 

Todo esto me llevó, en una época en la que a los egresados universitarios les costaba encontrar empleo relacionado con sus estudios, a firmar un contrato fijo con BBVA el mismo día que presenté mi trabajo de fin de grado y obtuve mi titulación.

Desde que entré en BBVA, veía que la entidad se estaba transformando a un ritmo cada vez más veloz, y quería no solo vivir esa transformación sino ser parte activa de la misma, por lo que empecé a buscar las ofertas de empleo que salían relacionadas con áreas estratégicas y ver los requisitos más comunes, que eran master especializados o MBA. En mi caso, consideré que no tenía la experiencia suficiente para decantarme por una especialización, por lo que decidí obtener una visión más global con un MBA. 

Comencé a mirar distintas opciones, pero todas me parecían similares, y  las asignaturas eran las mismas que había estudiado en mi grado. Fue entonces cuando encontré el MBA in Digital Business de IEBS, que cambiaba, o mejor dicho, combinaba las materias habituales con otras desconocidas hace unos años y cada vez se estaban escuchando más: Lean Startup, agile, design thinking, problem solving, inbound marketing, SEO, etc. A día de hoy, casi 3 años después, en mi entorno laboral todo el mundo habla sobre estas materias. 

¿Qué formación tenías antes de empezar en IEBS?

Nada más que el grado en administración y dirección de empresas. Tenía claro que no quería realizar un master o posgrado nada más terminar la carrera, creo que es mucho más rico tener un contacto con el mundo laboral, validar que a lo que te quieres dedicar te gusta y tener una visión más clara de hacia dónde quieres enfocar tu carrera profesional. ¿Tiene sentido no? Llevas 22 años preparándote y todavía no sabes para qué o si vas por el camino correcto. 

Estudio

Estudio de Transformación Digital en las Empresas

Descargar

¿Qué has aprendido en el MBA en digital business? 

Uff… la lista es larga. Más que lo que aprendí, si te parece bien os cuento 3 reflexiones derivadas de ese aprendizaje.

La primera sería el gran sentido común que hay detrás de la metodología Lean Startup y la pequeña minoría de la gente que lo aplica. Cuando tenemos una idea, tendemos a ver sólo lo positivo de la misma y nos lanzamos de cabeza a la piscina, con todo. Para cuando nos damos cuenta de que la piscina cubría poco, ya suele ser tarde y la host… el golpe, es inevitable.

La segunda, la poca importancia que le damos al marketing al desarrollar una idea de negocio, cuando en la mayoría de casos supone más del 50% del éxito. Puedes escribir el mejor libro del mundo, pero nunca llegará a ser número 1 si no lo das a conocer. Sin embargo, un libro mediocre con una buena campaña de marketing puede ser líder en ventas, seguro que a todos nos viene algún ejemplo a la cabeza. Pensemos ahora en la Power Balance, la pulsera más vendida, ¿era la mejor? ¿la más bonita? Ahí lo dejo. Aunque el ejemplo perfecto sería el caso de Gary Dalh, un ejecutivo publicitario que se hizo millonario vendiendo la que definía como la mascota perfecta, una piedra. Vendió 1.5 millones de piedras como las que te puedes encontrar en cualquier esquina. Obviamente, él no vendía una piedra, sino la broma perfecta para regalar en tu grupo de amigos, a tu jefe o a tu cuñado. 

Por no extendernos más, la tercera reflexión es la dificultad de evitar la subjetividad en algo que parece tan objetivo como el análisis de datos. En cada pequeña etapa es posible incluir sesgos que adulteren el resultado final de la aplicación de Big Data.  

¿Qué es lo más importante a tener en cuenta para desarrollar un buen proyecto de Big Data?

Cualquier proyecto de Big Data contará con multitud de etapas, y todas ellas son fundamentales para el éxito del proyecto, pues están correlacionadas. Me explico, no se puede gestionar una correcta transformación de datos, sin saber cómo se va a procesar, ni procesarlos correctamente sin tener definido el propósito del negocio. Viceversa, es imposible obtener tu propósito de negocio si el procesamiento de datos es incorrecto, y a su vez, ese procesamiento no servirá de nada si los datos no se han transformado correctamente. 

Por tanto, considero que para desarrollar un proyecto de Big Data de forma exitosa, es fundamental tener una visión end to end del mismo.  

¿Cómo está siendo tu experiencia en el sector de la banca?

Muy enriquecedora. Es un sector en el que todo lo que haces tiene impacto en el cliente, por lo que tener en tu día a día la oportunidad de influir en la experiencia que percibe (el cliente) es una motivación, y se nota en el ambiente. Saber que todo lo que tu te esfuerces y te desarrolles va a tener su impacto en la relación del cliente con el banco, hace que siempre estés buscando superarte, dar un poco más. 

Dicho eso, creo que tengo que daros las gracias, los conocimientos adquiridos en IEBS tienen su aportación en el impacto que genero cada día. 

Recomiendo a cualquier persona invertir (tiempo, dinero) en su desarrollo personal (cursos, libros, llevar a cabo esa idea de negocio, viajar, conocer gente, etc.), al fin y al cabo, toda inversión que realicemos en nosotros solo puede hacer crecer nuestro valor. 

¿Cómo se puede explotar el Big Data en banca? 

Pocos sectores generan tanta data como el financiero, y las oportunidades que se presentan son infinitas. Sin embargo, tal y como comentaba en una pregunta anterior, la explotación de data hay que hacerla con una visión global, algo que está suponiendo un gran reto a la banca tradicional, ya que, a diferencia de la mayoría de startups fintech, la explotación de datos no estaba en su ADN. 

Me explico. Con el objetivo de ser didácticos, diferenciemos la explotación de Big Data en solo 4 grandes fases: la de selección de fuentes, la de transformación y carga de datos, la aplicación de análisis y la explotación de los resultados. Si bien las fintech nacen ya seleccionando las fuentes y pensando en la que será su transformación y carga, en la banca tradicional, la mayoría de datos base se llevan recopilando de la misma forma desde hace décadas, con un objetivo más enfocado a cumplimiento de requisitos del regulador que a la explotación de los mismos. Esto supone, que a la hora del análisis de datos, cueste diferenciar el grano de la paja y los datos correctos de los incorrectos. 

Ahí reside el motivo por el que no han tenido éxito algunas firmas del sector que se han centrado en la explotación de los datos que ya tenían, pues la visión solo se centraba en la parte final (análisis y explotación), sin haber asegurado la principal, que es la calidad de los datos y la escalabilidad de los mismos

Solo las empresas que inviertan HOY en el filtrado de la data que ya se tiene y en definir un modelo de explotación de datos de modo que garantice fuentes correctas y sea escalable, serán las que tengan éxito MAÑANA. 

Para terminar con este punto, creo que un sector comoditizado como es el de la banca, el objetivo de la aplicación de Big Data tiene que estar centrado en aportar valor a sus clientes ya que estará ahí la clave de la diferenciación. El banco que no lo centre así, en 10 años se estará dedicándose a otra cosa, pero no a la banca comercial.

¿Te ha costado mucho llegar hasta aquí?

Si y no. Por supuesto, me ha supuesto mucho trabajo, esfuerzo y sacrificio, pero todo lo que he hecho lo hacía convencido de que me llevaría a donde quería estar, eso ayuda a que todo sea más sencillo. 

Mi truco es fijar metas claras y que realmente me motiven. Una vez establecidas, voy con todo. No me cuesta sacrificar aquello que no me acerque a esa meta y hago con ganas todo lo que incremente las probabilidades de alcanzarla. Por ejemplo, establecí hace casi 3 años la meta de participar en la definición y ejecución de la transformación de BBVA. Realizar el MBA de IEBS incrementaba mis posibilidades de poder conseguirlo, y a su vez, me exigía sacrificar fines de de semana, viajes, ahorros, etc. No lo dudé, sabía que me permitiría diferenciarme. Por lo que todos los fin de semana (trabajaba de lunes a viernes) dedicaba tiempo a estudiar el material, participar en los debates y preparar mi resolución de los casos, no solo quería obtener el título, sino que quería ser el primero de la promoción. ¿Implicaba un gran esfuerzo? Sí. ¿Me costaba? No, porque me gustaba lo que estudiaba y lo hacía con la motivación de que cuanto más me esforzara más aprendería y más cerca estaría de mi objetivo. Ahora echando la vista para atrás veo lo duro que fue. En ese año vivía en Jaca por motivos de trabajo, y esquié menos que cuando vivía a 3h de las pistas. Sin embargo, ahora aquí estoy, llegué ayer de Perú dónde he estado trabajando en un proyecto que tiene por objetivo definir el roadmap de transformación de BBVA en el país. 

No puedo terminar esta pregunta, sin agradecer a Cristina, mi pareja, su apoyo en la consecución de todas las metas que me propongo. 

¿Estás utilizando lo aprendido en el MBA en tu trabajo?

Desde el primer momento. Considero que la utilidad de lo aprendido depende de si la persona quiere aprovecharlo o solo busca el título. La teoría como mejor se asimila es con la práctica, por lo que según iba adquiriendo nuevos conocimientos los iba poniendo en práctica allí donde pudiera. 

Actualmente, en mi día a día utilizo mucho de lo aprendido en el master. Por ejemplo, la semana pasada tuvimos que llevar a cabo un par de workshop en los que invitaba a los participantes a utilizar la técnica del escalador y a crear un mapa de empatía. Por ahora no he hecho un ronda de captación de capital a inversores, pero las técnicas aprendidas para el elevator pitch las aplico cuando tengo que presentar una idea a los stakeholders de los proyectos en los que participo. Lo mismo sucede con mucho del vocabulario aprendido, hasta entonces nunca lo había escuchado y cuando lo conoces te das cuenta de que mucha gente en puestos estratégicos la utiliza y agradeces saber de lo que está hablando.

Y para terminar, ¿cómo ha sido tu paso por la escuela? ¿Qué es lo que más te gustó?

Creo que lo he comentado, pero lo que me hizo decantarme por elegir IEBS fue su apuesta formativa, que me pareció mucho más adaptada lo que el mercado requiere que el resto. Estudiar a Porter de cara a la estrategia empresarial es importante, pero no puedes salir de un MBA sin saber qué es Agile, el ciclo LEAN, el growth hacking o las oportunidades de negocio que permite blockchain. E IEBS combina ambas cosas. 

Otra cosa que me sorprendió fue la actualidad de los materiales, como ejemplo, el módulo de legal empezaba en junio, y el mayo se publicó el nuevo RGPD (reglamento general de protección de datos). Sorprendentemente, en el módulo se incluyó un apartado específico analizando cómo impactaba ese nuevo reglamento al marketing digital. 

Por último, la adaptabilidad de la escuela creo que no la puedo obviar. Yo había elegido la especialidad de big data, y al ser la primera edición, consideraban que no éramos los suficientes participantes como para que se generarán debates interesantes, en consecuencia, me ofrecieron de forma adicional realizar sin coste el posgrado en Big Data

Si tu también quieres especializarte en transformación digital en los negocios, fórmate con el MBA in Digital Business. Te convertirás en un líder futurista e innovador capaz de gestionar el cambio en entornos volátiles, inciertos y cambiantes.

¿Qué te ha parecido la entrevista a Jon Preciado? ¡Déjanos tus comentarios y comparte!

MBA in Digital Business

Conoce cómo está afectando a las empresas la sociedad conectada, la automatización y el big data.

¡Quiero informarme!

Elena Bello

Periodista especializada en comunicación corporativa. Departamento de Marketing y Comunicación de IEBS Business School. Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Síguenos en las redes